Aceptar

Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y servicios de interés.
Al continuar con la navegación, entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

La Sociedad del Arce dona al Botánico una Bencomia y un Arce japonés

Votos

(Total de votos recibidos 80)

(Puntuación 3,09)

bencomia
El Presidente de dicha Sociedad, invitado por la Asociación de Amigos del Jardín Botánico de Gijón, visitó el Jardín y donó un endemismo canario y un arce japonés. Ambos ejemplares han sido incorporados a las colecciones del Botanico.
Durante su visita la pasada primavera, e invitado por un miembro de la Asociación de Amigos del Jardín Botánico de Gijón, el canario Agustin Coello-Vera, Presidente de la Sociedad del Arce (Maple Society), tuvo el magnífico detalle de donar al Botánico un ejemplar de Bencomia caudata, endemismo canario, y uno de de Arce japonés, Acer palmatum, de semilla recogida de las montañas de Japón y criado personalmente en su finca francesa.

Bencomia caudata (en la imagen) es una especie de la familia Rosaceae. Se trata de un endemismo macaronésico que vive en las islas de Tenerife, Gran Canaria, La Palma y Madeira.
El género, ‘Bencomia’, está dedicado al rey guanche Bencomo; ‘caudata’ deriva del latín ‘cauda’, que significa cola, aludiendo a las inflorescencias colgantes que aparecen entre febrero y junio. Actualmente está considerada especie “casi amenazada” en la Lista Roja de la IUCN, siendo su principal amenaza la degradación de su hábitat, así como las especies invasoras que lo colonizan, entre ellas el arruí, un herbívoro introducido por el ser humano en la isla de La Palma.
El ejemplar donado al Botánico procede de semillas recolectadas en Aguamansa (Tenerife) en el año 2016, y ha sido plantado en la colección de Frutales del Viejo Mundo, en la Factoría Vegetal.

El arce japonés palmeado, Acer palmatum, es una especie de arce (familia Sapindaceae), nativa de Japón y Corea. Es un arbusto o árbol caducifolio que puede  alcanzar 6-10 m. de altura, y que destaca por sus hojas de tonalidades brillantes y su forma palmeada. Presenta una gran variabilidad genética en la naturaleza, pudiendo encontrarse diferencias notables incluso entre individuos procedentes del mismo árbol parental. Por ello, la cantidad de cultivares de esta especie es enorme.
La planta donada al Botánico proviene de semillas recolectadas en los bosques de la Prefectura de Nagano (Japón) en el año 2015. Este nuevo arce ya forma parte de la colección de plantas Orientales en el Jardín de La Isla.
Palabras clave Botánico, Gijón